Monday, May 14, 2007

Criticando, siempre criticando

Spider-man 3 (**)
de Sam Raimi, Ivan Raimi y Alvin Sargent.


Sam, Sam, por dónde nos has salido, chico. Justo cuando aglomera más importancia en el proyecto (a la dirección se le une el guión) se le va las cosas de las manos. Y eso que la fórmula es la misma, poco arriesga Raimi: Acción y de la buena; relaciones, que ya rozan lo excesivamente cursi; y la llegada del salvador de la patria (nunca mejor dicho).



Qué desaprovechado queda Spiderman, qué desaprovechado el personaje de Venom (uno de mis villanos preferidos), qué desaprovechado queda presentar el lado oscuro de Spiderman, que queda como una mera anécdota, envidiando y mucho a la segunda entrega, donde el héroe se volvía humano.



Sinceramente, que avisen si iban a hacer una película para niños, con diálogos para niños y con una forma de narrar exclusivamente para niños. Los diálogos son insulsos y sólo se salvan los actores, que aguantan el tipo por su calidad, ya que al siempre genial Tobey Maguire, Kirsten Dunst y James Franco, se le unen el grandioso Thomas Haden Church, el sorprendente en (In good company) Topher Grace y Bryce Dallas Howard. Lástina que con tantos medios se perdiera esta oportunidad.

2 comments:

Juan Nadie said...

Y además pagué yo...

Lo said...

bueno, a mi hermano le gustó así que para mí eso ya es algo...
yo ya iba con la idea de ver una película normal y corriente para pasar la tarde

es lo que tienen las franquicias... te sirven la basura en bandeja o te la meten por los ojos

P.D: y esa cosa llamada g...ón??